martes, 6 de agosto de 2013

Luz Divina

A estas alturas estamos todos requete informados de la penúltima mamarrachada de nuestros políticos patrios ¿el pederasta de origen iraquí que trabajó para el CNI, recientemente indultado por Mohamed VI a petición de Su Ma? no, la otra ¿la cortina de humo gibraltareño anti-Bárcenas? no, la otra, la de la luz.


Una, que es un poco urraca y va recogiendo por esas redes de dios todo aquello que brilla, ha dado últimamente con un buen montón de información útil -acaso no lo sea, pero quiero creer que sí-. Aquí os dejo entre datos, estadísticas, chistes, mapas, vídeos y fotografías, lo más granado de la Guerra de la Luz. La mayor parte de quienes vivimos en este país estamos conectados a las redes de las grandes eléctricas, con poca capacidad para escabullirnos de sus garras y ahora, con la engañifa de la crisis y el déficit de tarifa, nos van a poner jodidamente difícil zafarnos, aunque siempre hay algunas excepciones notables.


Lo primero que hice cuando se liberalizó (ja ja ja! liberalizó!) la energía eléctrica, fue estudiar mi factura de la luz y buscar ofertas y, como vivo en una comunidad de vecinos y no me es posible instalar unas placas solares, una mini-estación eólica o cualquier invento del Doctor Bacterio que rule por ahí, emprendí mi éxodo por las eléctricas: Iberdrola, E.On, Unión Fenosa y por último HC Energía.

Puede que no lo sepa todo el mundo, pero no existe la permanencia obligada con ninguna compañía en este sector, uno puede irse de Guatemala a Honduras cuando le dé la gana.

Coincidió que mientras yo erraba por el proceloso océano del kilovatio/hora, con una u otra excusa, el desgobierno, las eléctricas o ambos a la vez, no hacían más que subir el precio de la luz y engatusarnos con falsísimas ofertas de hasta "un 15% de descuento en su factura durante el primer año" por supuesto sobre la potencia contratada; confieso que ésa me la tragué. Y ahora, con la nueva reforma que ha entrado en vigor en agosto, además de penalizar el consumo un poco más, penalizan por cantidad de potencia contratada y quienes tengan el apoyo de una placas solares tendrán que pagar un peaje adicional o desmontarlas.

De las primeras páginas con información útil sobre las eléctricas que encontré fue ésta: www.estafaluz.com, en ella Antonio Moreno Alfaro, ofrece todo tipo de información y ayuda para reclamar el dinero de una estafa millonaria en los contadores de la luz.



Las muy puñeteras eléctricas hispanas casi doblan el margen de beneficio en comparación con las europeas. Muy bien, pues hay formas de largarse, o al menos, de pagar menos en la factura de la luz. Una de ellas es contratar con una empresa generadora de electricidad renovable, aunque estas empresas no pueden decidir el precio del kilovatio, queda al menos el gusto de saber que no estamos alimentando al pez más gordo y que se reparte un poco más el beneficio o podemos unirnos a alguna cooperativa de generación y comercialización. Personalmente voy a contratar con Gesternova y a pasar de tener contratados 4,4 a 2,2 kw/h.
















Si no se quiere cambiar de compañía productora/distribuidora y/o comercializadora, hay todavía algún modo de ahorrar unos eurillos revisando la potencia contratada. En páginas como Help my cash, entrando en su calculadora e introduciendo nuestros datos, nos envían un pdf en el que ajustan al mínimo la potencia a contratar. Parece mentira, pero en muchos hogares españoles, como todo iba sobre ruedas y nos sobraba de tó, se contrataba por encima de nuestras posibilidades, y ahora, aprovechando nuestra ignorancia, vamos a pagar bien caros los kilovatios extra contratados en nuestras facturas.

Por último os dejo unos vídeos relacionados, uno sobre un material de construcción que permite mantener los edificios a una temperatura constante y otro más cañero para que no os durmáis. Os deseo una buena migración eléctrica.

2 comentarios:

  1. ¡Diógenes! ¡Dióoooooogenes!... apaga el candil que lo único que vas ha encontrar es un recibo de ruina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Diógenes ¿Todavía tienes un tonel? pues cuídate, creo que andan privatizando :]

      Eliminar